marketing de influencers redes sociales

El impacto en la comunicación global que existe detrás de las redes sociales ha cambiado en las últimas décadas. Las plataformas sociales se han convertido en una estrategia fundamental para las marcas, las cuales invierten en el marketing de influencer para llegar al mayor número de público objetivo.

Con motivo del Día de las Redes Sociales, que se celebró este martes, 30 de junio, la agencia especializada en el marketing de influencers SamyRoad rescata cuatro tendencias que las marcas deben tener en cuenta para impactar en las redes sociales.

1. Seleccionar a los influencers más allá del reach

En muchas disciplinas de marketing digital se ha pasado de una estrategia basada en la afinidad con el medio a soluciones muy complejas de data y programática, donde el dato es clave en la planificación y la toma de decisiones.

El influencer marketing va a seguir estos mismos pasos, ya que evaluar a los influencers basándose en métricas básicas como el número de seguidores y alcance se queda algo obsoleto. Las marcas deben conocer de dónde son esos seguidores, a cuántos va a poder alcanzar, si son afines a ellas… y no quedarse exclusivamente en identificar el reach del influencer (número de usuarios que han visto su publicación).

Gracias a la naturaleza algorítmica de las plataformas sociales se puede evaluar a los influencers en función de factores tales como los datos demográficos de su audiencia pertenecientes al target de la marca (edad, género y localización entre otros), el porcentaje de seguidores falsos o el ratio de engagement del influencer.

“Desde hace años identificamos y analizamos a los infuencers más adecuados para cada campaña a través de nuestro algoritmo propio conocido como ShineBuzz. Éste nos permite seleccionar los influencers que más se adecuan al target de la marca y a los objetivos de cada campaña”, añade Ratia.

marketing de influencers instagramer

2. Evolución de los formatos: de la imagen al vídeo

El vídeo es el formato protagonista del branded content de 2020. Las estadísticas en la industria apuntan a que el formato audiovisual representará en torno al 80% de todo el tráfico de internet en 2021. Ya sea en forma de stories, tutoriales, paso a paso, reviews de producto… los influencers se convierten ahora más que nunca en productores y distribuidores de contenido.

Además, para las marcas, el contenido generado por estos creadores es una forma muy rentable y eficiente de distribuir su mensaje y contenido de vídeo entre masas de audiencia y por ello recurrirán a influencers con un fuerte aprendizaje en la realización audiovisual.

3. Objetivos más allá de Instagram y YouTube

Las marcas van a enfocar la publicidad y el marketing de influencers hacia canales emergentes como Tik Tok y otros más específicos como Peoople, a pesar de que Instagram y YouTube sigan siendo las redes por excelencia.

El crecimiento sustancial de nuevas redes sociales empujará a las marcas a diversificar su estrategia y a ampliar el contenido en nuevas plataformas que representan, además, buenas oportunidades para llegar a un target difícil de alcanzar y convencer: Generación Z. La creatividad por parte de los influencers y la personalización de las campañas será fundamental para hacerse un hueco en nuevas plataformas

tiktok red social
Kon Karampelas on Unsplash

4. Campañas orientadas a performance

Hasta el momento, el alcance y engagement han sido las métricas más utilizadas para cuantificar el éxito de las campañas. A partir de ahora, se plantearán cada vez más en la estrategia otros métodos de trackeo, cupones de descuento y fees variables como elementos clave para marcas que, más allá de la notoriedad, tendrán un nuevo objetivo: la conversión.

Imágenes cedidas: Caroline Attwood on Unsplash