Innovación abierta

La innovación ha sido uno de los temas más discutidos en los círculos empresariales en los últimos años. Aunque la mayoría de las empresas quieren innovar de una forma u otra, los resultados de esas innovaciones y su impacto global tras el balance final pueden quedar en segundo plano si no se realiza una investigación en profundidad.

La consecuencia es que algunos hoteles no saben muy bien qué es una innovación impactante. En algunos casos, incluso, se considera que la innovación es el enemigo del éxito, porque su aplicación implica que los clientes empiecen a comparar todos los establecimientos, incluidos los de la competencia, en función de las nuevas experiencias que ofrecen.

Las grandes cadenas hoteleras suelen tener ventajas para alcanzar sus objetivos en este sentido, ya que tradicionalmente tienen un mejor acceso a herramientas basadas ​​en el conocimiento. Sin embargo, las pymes tienden a ser más adaptables a la hora de afrontar los retos asociados al cambio. No obstante, no siempre es fácil para ninguno de los dos lados del espectro. Independientemente de su tamaño, las empresas no disponen de los recursos (tiempo, conocimientos y presupuesto) para trabajar en diferentes tipos de innovación al mismo tiempo. Por tanto, es esencial elegir una estrategia de innovación.

1. Innovación en hoteles

El primer error es pensar que la innovación consiste únicamente en nuevos productos. Cualquier mejora de la experiencia del usuario también lo es. Puede suponer simplemente una actualización básica de las herramientas y funciones existentes, aunque el objetivo siempre será influir positivamente en el cliente.

Las empresas hoteleras están comprendiendo por fin la importancia de la creatividad y la relación entre tener una mentalidad empresarial, un pensamiento creativo y su correspondiente impacto positivo en la innovación. No existe un territorio exclusivo para la innovación, ni es patrimonio exclusivo de los grandes presupuestos. Hay tantas formas y modelos como tipos de empresas.

ideas

2. El sector de la innovación

La innovación en el sector hotelero debe centrarse en el cliente, que es la pieza angular del modelo de negocio del hotel, haciéndole partícipe de la conversación en el futuro más inmediato.

Este concepto hace referencia al modelo de innovación abierta (Open Innovation) ideado por el profesor Henry Chesbrough del Centro Garwood para la Innovación Corporativa de la Escuela de Negocios Haas de la Universidad de California, Berkeley. El modelo de innovación abierta invita a las empresas a desarrollar una estrategia de innovación mediante la cooperación con organizaciones y profesionales externos, incluidos los propios clientes de los hoteles.

3. ¿Cómo innovar en hoteles de cualquier tamaño?

La implementación de la innovación abierta tiene múltiples beneficios. Entre ellos, la reducción del tiempo necesario para investigar y llevar una solución al mercado. Además, incluir a los clientes en el desarrollo de nuevas soluciones, hará que el filtrado de ideas sea más eficiente, ya que ellos son los principales beneficiarios y los que tienen un mayor vínculo con la experiencia.

Además de los clientes, los hoteles tienen la posibilidad de involucrar a sus empleados en los procesos de innovación abierta. De este modo, ambos públicos contribuyen a crear nuevas soluciones y mejoras. Todos se convierten en creadores activos de la innovación.

innovacion gente

4. ¿Cómo aprovechar la innovación abierta en los hoteles?

La innovación abierta es, por tanto, muy buena opción para innovar en cualquier hotel y promover el avance de la industria hotelera. Aprovechar toda la fuerza de la innovación abierta también requiere atraer a empleados innovadores. La dirección debe decidir qué tipo de innovación quiere introducir, cuándo y a qué ritmo, así como los tipos de sinergias se crearán en la organización.

Todos estos factores hacen que la empresa deba identificar qué empleados son los más adecuados para trabajar en equipo. Las empresas innovadoras atraen a empleados innovadores y viceversa. En Les Roches vemos esto con mucha frecuencia, donde existe una relación entre empleado y empleador dentro del ecosistema de innovación, este funciona por sí solo. La innovación exige personas transformadoras que colaboren, compartan y tengan la capacidad de integrar conocimientos y experiencias.

5. Convertirse en un innovador

Los empleados innovadores no son sólo los que tienen grandes ideas, sino los que se atreven a experimentar, aplicar su experiencia y transferirla a los demás. El futuro de la industria hotelera necesita profesionales fiables, independientes, capaces de manejar la incertidumbre, y abiertos a pivotar y reajustarse si el proyecto lo requiere. La innovación está llamando a nuestra puerta.

Imágenes cedidas: Skye Studios en Unsplash, Kelly Sikkema en Unsplash, Werner Du plessis en Unsplash