empleados más verdes wheelcoin

Hasta ahora, cualquier ejemplo de gamificación para intentar impulsar los viajes corporativos parecía no haber obtenido los frutos suficientes. Sin embargo, con la sostenibilidad como prioridad para cada vez más empresas, este concepto podría tomar un nuevo sentido a la vez que las empresas buscan formas diferentes de reducir su huella de carbono.

A principios de este año, la Global Business Travel Association (GBTA) reveló que el 88% del sector business travel consideraba que abordar el problema del clima era una prioridad máxima. Además, el 80% de las empresas encuestadas ya contaban con un programa de sostenibilidad o con un equipo destinado a tal fin.

Reducir el impacto en sus viajes de negocios

Asimismo, se están redoblando esfuerzos para reducir el impacto medioambiental del sector, pero, ¿cómo podemos conseguir que nuestros empleados también reduzcan su impacto en sus viajes de negocios?

Para incentivar a que los empleados tomen la decisión de transporte más sostenible mientras viajan o van al trabajo, la plataforma de movilidad lomob está preparando su aplicación WheelCoin, con la que pretende recompensar a los empleados que tomen las decisiones más ecológicas y sostenibles. El concepto se basa en la popularidad de otras aplicaciones como «move2earn», SweatCoin o Step’N, que recompensa a los consumidores por hacer ejercicio.

Para Boyd Cohen, cofundador de lomob, «no hay nada más opaco para las empresas que saber cómo se mueven sus empleados por las ciudades que visitan en viajes de negocios o cuántas emisiones generan al ir y venir de la oficina». Como mucho, señala, pueden saber el impacto que genera el vuelo en el que viaja, pero el desconocimiento es total cuando se desplazan en coche. «La idea no es penalizar a un empleado concreto, sino crear cierta transparencia y conocimiento para que la empresa conozca las emisiones que generan sus empleados, para que valoren cómo alentarlos a que se muevan de forma más sostenible», añade.

A su vez, la App sirve también para que las empresas puedan demostrar sus credenciales ecológicas, algo que ayuda, cada vez más, a atraer y retener talento. Los usuarios de la app ganan WheelCoin al optar por las opciones más sostenibles. Una sola WheelCoin equivale a 1 kilo de carbono evitado, y los usuarios pueden ver cuánto carbono han dejado de emitir en el transcurso de un día.

Cambio de comportamiento

La parte de gamificación radica en la opción de que los usuarios compitan entre ellos a través de unas tablas de clasificación que demuestran quién está ahorrando más emisiones.

«La aplicación detecta el movimiento y triangula los datos para detectar y validar qué modo de vehículo estás utilizando. Detecta caminar, andar en bicicleta, transporte público, trenes, automóviles y aviones», cuentan. Eso sí, no todas tienen premio: desde la app no se premia ni el coche ni el avión, pues no son bajos en emisiones de carbono.

«Si queremos que las personas apuesten por la sostenibilidad y la ecología tenemos que hacerlo divertido. Si estimulamos a las personas conseguiremos que cambien su comportamiento», concluyen.

Una app con potencial

Más allá de los viajes corporativos, desde WheelCoin sueñan con aliarse con las aerolíneas para formar parte de sus programas de fidelización. «¿Podría tener una areolínea su propio programa de fidelización de movilidad basado en nuestro esquema de gamificación de movilidad ecológica?», se preguntan.

Obviamente, las aerolíneas solo pueden reducir las emisiones de los aviones hasta cierto punto, por eso desde WheelCoin creen que las compañías deben premiar a los clientes que menos contaminen en su vida diaria. «Eso pasaría por hacer algún tipo de intercambio entre un programa de fidelización de movilidad terrestre interoperable y un programa de fidelización de una aerolínea».

Además, en el futuro próximo se plantean integrar los servicios de lomob (alquiler de e-scotters, coches eléctricos, taxis, transporte público…) con los de WheelCoin. «La aplicación funcionará mejor cuando puedas ganar WheelCoins no solo por hacer cosas buenas, sino por reservar tu forma de movilidad ecológica dentro de la propia app», concluyen.

Publicado en Phocuswire

Imágenes cedidas: Wolfram Bölte en Unsplash