El sector empresarial turístico pide medidas urgentes para su recuperación

La industria viene de pasar la que seguramente sea la mayor crisis de su historia. Por eso, de cara a alcanzar por fin la recuperación, el sector empresarial turístico pide medidas urgentes. Es una de las conclusiones a las que se ha llegado en la celebración del Comité Ejecutivo Nacional de la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (CEHAT), que ha tenido lugar en Zaragoza.

En el encuentro en la capital aragonesa se ha analizado la situación actual con la intención de determinar sus perspectivas de futuro. Durante los pasados días 21 y 22 de febrero, los líderes de las asociaciones nacionales del sector alojativo han establecido que es necesaria la solicitud de apoyo para salir adelante.

Los participantes representan a más de 16.000 establecimientos con un total de 1.800.000 plazas. Entre todos dan empleo a 500.000 personas de forma directa e indirecta. Por tanto, es indudable el peso que tiene el turismo en nuestro país. De ahí que hayan defendido ciertas medidas para evitar el desastre.

Un sector clave que necesita ayuda

La Asociación de Empresarios de Hoteles de Zaragoza y su Provincia, Horeca Hoteles Zaragoza, ha ejercido de anfitriona en este encuentro. Durante su celebración se ha reconocido que la apertura de las medidas restrictivas frente a la Covid-19 están posibilitando una reactivación, aunque consideran que avanza lentamente.

Por mucho que se esté produciendo un crecimiento impulsado por la reactivación de los viajes, consideran que el nuestro continúa siendo el único sector relevante en el PIB que sufre simultáneamente una profunda caída de la demanda y una prolongada restricción en la oferta. Al fin y al cabo, aseguran que la hostelería ha vivido la peor de sus crisis.

Es por ello que los líderes empresariales han calificado el impacto de la pandemia en su sector durante los dos últimos años de «catastrófico». Además, aseguran que se ha convertido en el sector económico de importancia más perjudicado por la crisis sanitaria global. Es por eso que los empresarios reunidos en Zaragoza han recalcado que las instituciones públicas necesitan apoyar la industria.

Así, solicitan ayudas directas y medidas fiscales, económicas y estratégicas para que se pueda garantizar su recuperación. Este es uno de los puntos que han dejado claro frente a los medios de comunicación el presidente de CEHAT, Jorge Marichal González, el secretario general, Ramón Estalella, y el presidente de Horeca Hoteles Zaragoza, Antonio Presencio.

Las pérdidas ocasionadas por la pandemia

Los datos del estudio de la Universidad de Zaragoza calculan que en Aragón las pérdidas han ascendido a los 421,56 millones de euros. La mayoría de ellas se han concentrado en la ciudad de Zaragoza. A su vez, casi 33 millones del total pertenecen al subsector del alojamiento, que es uno de los que se ha visto más perjudicados.

No es de extrañar, por tanto, que en toda la provincia aragonesa en la que se sitúa la capital permanezcan cerrados el 11,50% de establecimientos según los datos recabados por Horeca Hoteles. A su vez, el volumen total de pérdidas equivale a una caída de la facturación del 35,13% en ese periodo.

Si tenemos en cuenta algunos datos es más fácil entender la magnitud del problema. Por ejemplo, hay que destacar que en la ciudad de Zaragoza el sector turístico en general tiene una importancia económica de 1.400 millones de euros. Esto equivale al 6% del PIB.

También, que el número de turistas que visitan la ciudad es de 1.180.00 de personas, mientras que las pernoctaciones se sitúan en casi dos millones. Es decir, que el turismo tiene un peso muy importante en la zona y por eso es tan dramática la situación.

Todavía hay trabajadores en ERTE

Aunque hay algunas diferencias en función del subsector, también parece evidente que en general se ha trabajado en el primer semestre de 2021 una tercera parte menos de lo que se habría hecho en condiciones normales. Como es lógico, esta situación ha tenido un impacto directo en la situación del empleo.

Hasta tal punto, que el turismo sigue siendo el sector con mayor número de trabajadores en ERTE. Sobre todo, esto afecta a la hotelería y a las agencias de viaje. En total, en Zaragoza y provincia, el sector emplea a más de 23.000 trabajadores.

Actualmente, entre el 7 y el 11% de ellos permanecen todavía hoy protegidos por un Expediente de Regulación de Empleo. Es decir, que parece que aún queda un largo camino por recorrer hasta volver a la situación de normalidad y bonanza que había en las empresas antes de que comenzara la pandemia.

Previsiones más realistas que optimistas

A pesar de apreciarse un ligero despegue de la actividad, las organizaciones empresariales alojativas advierten de que el sector hotelero no podrá recuperarse tan rápido. No sin un apoyo firme de las administraciones públicas, que permitan mitigar los efectos de esta crisis y respalden al sector. Es importante que lo hagan hasta que se recupere la movilidad internacional, el turismo nacional, las reuniones de negocios, los viajes de empresa, los congresos y los grandes acontecimientos culturales, entre otros factores.

De nuevo echando un vistazo a los datos, comprobamos que en Zaragoza y provincia la ocupación hotelera en los tres primeros meses de este año 2022 se ha situado en el 39,51%. Frente al 50,49% del 2019, 44,47% del 2020 y el 27,84% del 2021, esto supone casi 10,98 puntos porcentuales menos (21,75 %) con respecto al 2019 y casi 11,67 puntos porcentuales (39,25%) más respecto al 2021.

Por lo que vemos, es innegable que se ha producido un aumento, pero hay que entender que 2020 fue el peor año de la crisis, pues durante esos meses la ocupación apenas alcanzó el 18,54%. Mientras, durante el segundo trimestre del año 2019, las cifras llegaron al 61,41%. ¿Y qué podemos esperar para 2022? En el mismo periodo las previsiones se estiman en el 50,2%. Según Horeca, la ocupación en Semana Santa rondará el 62,48% frente al 79% que se registró en el último año antes de la crisis, lo cual supone una caída de 16,52 puntos porcentuales (20,91%).

Mientras, en verano no se confía en llegar al 60%, lo que equivale a la pérdida del 16,66% de la capacidad de 2019, cuando las cifras de ocupación llegaron a superar el 72%. Es decir, que hay un incremento del volumen total, aunque todavía le queda para ponerse a la altura de las cifras que se manejaban antes de la llegada de la Covid-19.

Se necesitan medidas eficaces con urgencia

En base a los datos que hemos visto, los empresarios consideran que la adopción de medidas restrictivas ha tenido un alto impacto económico no justificado. Su razonamiento es que los establecimientos son seguros y que, a pesar de no ser la principal causa de la propagación de los contagios, se han visto obligados a renunciar a su actividad económica.

Dado que lo han hecho con responsabilidad y en beneficio de la sociedad, en las jornadas han considerado fundamental que las instituciones públicas, Ayuntamientos y Comunidades Autónomas establezcan compensaciones extras. Aseguran que las que se han habilitado hasta el momento se han quedado cortas o no han llegado a todas las empresas.

Por eso desde CEHAT solicitan medidas fiscales y económicas urgentes, ayudas directas de apoyo a la solvencia empresarial y una estrategia clara de apoyo al sector. También consideran importante la prórroga de los ERTE hasta el 31 de mayo. Así confían en evitar la destrucción de empleo, sobre todo en aquellas compañías que se han visto más afectadas por la crisis.

En el ámbito autonómico, Horeca Hoteles Zaragoza pide compensaciones económicas por restricciones del primer semestre de 2021, fiestas de navidad y fin de año. Ven necesario la articulación de un sistema que permita que estas ayudas lleguen para compensar las medidas restrictivas. Al mismo tiempo, solicitan al Ministerio de Turismo y Hostelería una nueva convocatoria de «Ayudas a la Solvencia».

Los hoteles de Zaragoza piden ayuda

Otro terreno en el que hace falta un refuerzo es en las ayudas a la infraestructura hotelera de Zaragoza. A nivel local, consideran que la ciudad es un valor determinante para la oferta turística y la atracción de visitantes. Además, juega un papel clave en la celebración de importantes eventos, como aquellos de carácter cultural o deportivo, lo cual atrae un importante compromiso inversor.

Teniendo esto en cuenta, consideran que no es justo que el subsector del alojamiento en Zaragoza tenga un tipo de IBI superior al industrial. Opinan que esto merma su competitividad frente a otros destinos nacionales e internacionales y, por tanto, dificulta la recuperación.

Es por ello que, desde la Asociación Profesional de Empresarios de Hoteles de Zaragoza, solicitan al Ayuntamiento la necesidad de igualarlo, así como una flexibilización en la instalación de veladores para invierno y su exención de tasas para 2020 y 2021. Con estas medidas urgentes buscan recuperar el sector hotelero y alojativo, el cual consideran un eje fundamental del turismo y uno de los principales motores de la economía en España.

Imágenes cedidas: CEHAT, Fernando Jimenez en Unsplash, Yannick Van Houtven en Unsplash

3 COMENTARIOS