transacciones hoteleras

En estos momentos, el sector turístico está reinventándose, adaptándose a un escenario totalmente nuevo. La adopción de tecnologías digitales ha sido, está siendo y será básica para cumplir con estos nuevos estándares. Para sobrevivir a esta ‘nueva normalidad’, los hoteles deben evolucionar hacia un modelo de ‘Hotel Saludable’.

En ese nuevo “estándar”, el confort y la experiencia de los huéspedes, junto a la eficiencia operacional y energética, siguen siendo fundamental pero ahora, además, la higiene y la seguridad son más que nunca prioritarios. Esta combinación de necesidad es compleja de gestionar y equilibrar. Pero integrar tecnologías y soluciones digitales en cada paso permite facilitar esta transformación.

Para ayudar a cumplir unos requisitos cada vez más estrictos en materia de seguridad, los hoteles pueden aprovechar fácilmente, y casi de forma inmediata, tecnologías y soluciones que ya están disponibles en el mercado.

Es cierto que cada hotel es diferente y por esto no existe una solución “estándar” para cada edificio. Sin embargo, lo bueno de estas herramientas digitales es que pueden adaptarse fácilmente y personalizarse a los requisitos únicos de cada negocio, en función del contexto.

Estas tecnologías pueden implementarse en todos los procesos del sector hotelero, desde la experiencia de cliente hasta el mantenimiento back-end. Pero podríamos identificar especialmente tres: el bienestar de huéspedes y empleados; el control touchless, y la gestión de espacios.

Tecnologías Schneider Electric para hoteles saludables

Como resultado directo de la pandemia, los sistemas operativos touchless son una de las tecnologías más demandadas. Desde la instalación de check-in y check-out remotos, hasta la integración de controles por voz y movimiento, estas soluciones están diseñadas para minimizar el contacto físico, al tiempo que garantizan el mejor confort para los huéspedes.

El Connectivity Ecosystem, fruto de la colaboración de Schneider Electric con Somfy, Danfoss y Assa Abloy, ofrece soluciones de tecnología touchless conectadas digitalmente de forma constante, que permiten a los huéspedes y al equipo del hotel minimizar el contacto físico, al tiempo que les ayudan a ser más eficientes en sus tareas y actividades diarias.

Otras soluciones que ayudan a salvaguardar la salud de los huéspedes y a optimizar la higiene del hotel son los sistemas automatizados de monitorización y control que permiten monitorizar de forma precisa la calidad del aire interior y el uso de los espacios para mantener la distancia social adecuada.

Medir la calidad del aire de los espacios interiores públicos es la clave para mantener una tasa de renovación del aire correcta sin pasar frío, además de garantizar el confort y la salud general de los ocupantes. Los sensores de CO2 y VOC son la manera indirecta más eficaz de estar informados sobre la calidad del aire interior del hotel en tiempo real, recibiendo alertas cuando sea necesario ventilar las estancias y reajustar los parámetros, para aumentar la seguridad de los ocupantes.

Y en última instancia, es importante mencionar que uno de los cambios más necesarios, en estos momentos, es el de mentalidad a nivel de dirección. Para realizar los pasos adecuados en el camino correcto, es esencial que los directivos empiecen a responsabilizarse de su propia transformación digital, para que su negocio prospere.

Imágenes cedidas: Víctor García