manel casals gremi d'hotels de barcelona

El verano ha ido tan flojo como esperaban desde el Gremi d’Hotels. La ocupación no ha superado el 50%, si bien la leve mejoría de finales de agosto da pie a cierta esperanza. Manel Casals, director general del Gremi d’Hotels considera que al menos durante este tiempo se ha avanzado en digitalización y en sostenibilidad, dos conceptos o, mejor dicho, dos formas de entender el turismo que van a marcar el devenir de Barcelona, uno de los destinos urbanos más destacados del mundo.

Con la vista puesta en TecnoHotel Forum, que se celebra en en el CCIB los días 20 y 21 de octubre, Manel Casals, que moderará la mesa de distribución hotelera, atiende a TecnoHotel para profundizar en varios temas candentes.

—Pasan los meses y la situación no acaba de mejorar del todo. ¿Cómo habéis vivido en Barcelona el supuesto verano de la recuperación?

—La ocupación media de los tres meses de verano (junio, julio y agosto) ha rondado el 50%, muy lejos aún del 90% que se alcanzó en julio y agosto de 2019, antes de la pandemia. De hecho, desde el Gremi d’Hotels ya habíamos adelantado que dábamos el verano por perdido y se ha cumplido más o menos, ya que se ha llegado a ese 50% de ocupación con menos de la mitad de los hoteles en activo. Si todos hubieran abierto sus puertas, el porcentaje sería mucho peor.

En concreto, la ocupación hotelera en la capital catalana no llegó al 30% en junio, se situó en un 55% en julio y ha ido creciendo de manera constante en agosto, hasta situarse en un 60% en la primera quincena y en un 70% en la segunda parte de este mes.

—La variante delta ha hecho mella en el sector, ¿cómo creéis que llegaréis a final de año?

—Barcelona funciona con un mix de ocio – negocio. Debemos tener presente que descenderá el número de visitantes de ocio y que la falta acusada de visitantes de negocio afectará de forma destacada el sector durante las próximas semanas.

De cara a los próximos meses, confiamos en que se empiece a recuperar el turismo de negocios, con la celebración de congresos y reuniones profesionales, y que eventos previstos para febrero como el Mobile World Congress (MWC) y la feria audiovisual ISE (Integratted Systems Europe) impulsen definitivamente el sector.

destinos barcelona DestinaXtion

—Barcelona ha sido, sin duda, uno de los destinos mundiales urbanos más destacados. Sin embargo, el sector pide cambios. ¿Cómo cree que debe reestructurarse la oferta turística en la ciudad para evitar los problemas del pasado?

—El nuestro ha sido siempre un posicionamiento que ha tenido como premisa principal la calidad y la sostenibilidad, apostando por ese perfil de visitante que pernocta en la ciudad y que, por tanto, puede generar y aportar más elementos positivos al conjunto de la sociedad barcelonesa, con un retorno económico y social hacia el entorno mucho más destacado y relevante que lo que repercute un visitante de día.

Por lo tanto, consideramos que no todo vale en una ciudad que apuesta por un turismo de calidad. En este sentido, un alojamiento poco regulado aporta poco valor añadido y afecta a la convivencia con el entorno y no debe tener cabida en la ciudad. Asimismo, el mundo está yendo hacia un desarrollo y un consumo más sostenible y, por este hecho, nuestra ciudad y nuestro sector deben evolucionar hacia aquello que es demandado.

Por otro lado, el turismo de negocios juega un papel indispensable en el desarrollo económico y social de nuestra ciudad, pues comporta un beneficio claro para Barcelona, ​​en forma de llegada de nuevas empresas, industrias, talento o centros formativos. Los ejemplos los tenemos claros en el pasado, presente y futuro, con la celebración en nuestra ciudad de grandes citas como los ya mencionados Mobile World Congress (MWC) o Integrated Systems Europe (ISE), además de Seafood Expo, el Congreso de Cardiología… que han derivado en un fuerte y positivo impacto en la ciudad.

Cabe decir, que todos ellos han tenido un condicionante en cuenta a la hora de elegir Barcelona como sede: la calidad y dimensión de nuestra planta hotelera.

Por tanto, seguiremos apostando por esta vía, adaptándonos a las nuevas circunstancias que se vayan produciendo, haciendo prevalecer la excelencia en el servicio y el cuidado y la atención de nuestros clientes y de nuestro personal.

—También se ha hablado mucho del sector de lujo. ¿Cree que Barcelona debe convertirse en un destino más premium?

—Barcelona ha apostado por este segmento Premium, entre otros. De hecho, cuenta con establecimientos hoteleros que cubren ampliamente sus necesidades, así como oferta de restauración de alto nivel. No obstante, es posible que sean necesarios el desarrollo de otros elementos y actividades que complementen dicha oferta.

Imágenes bajo licencia de Envato Elements

—Otro de los aspectos clave pasa por la digitalización del destino. ¿En qué punto se encuentra ahora el sector hotelero? ¿Son capaces de segmentar visitantes? ¿Disponen de herramientas a tal fin? ¿Qué avances destacados se han hecho en este campo?

—Prácticamente todos los hoteles de la ciudad, indistintamente de su categoría, tienen establecida su estrategia en digitalización con tal de mejorar procesos rutinarios y aumentar su capacidad de venta a nuevos mercados más remotos. Además, si hay que ver el lado positivo de las cosas, la pandemia ha ayudado a acelerar la implementación de ciertos métodos de digitalización ante la inmediata necesidad de renovarse para poder consolidarse como espacios seguros.

La segmentación de clientes por tipologías, por mercados, etc. está implementada en la estrategia comercial de la mayoría de los hoteles. La aparición de las grandes empresas de distribución online es un recurso al que los establecimientos acuden para poder realizar dicha segmentación y ya existen perfiles dentro de las empresas que dedican gran parte de su tiempo a establecer una política de segmentación eficiente.

El gran reto al que se enfrenta el sector será la capacidad de automatización de procesos, que permitirá a los establecimientos reducir la capacidad de carga de trabajo y poder dedicarse a lo que realmente aprecia el cliente: el trato cara a cara.
Como ciudad, tenemos que trabajar para seguir apostando por el desarrollo de una ciudad atractiva, líder en la creación de startups y capaz de desarrollarlas hasta crear los próximos unicornios del sector turístico.

—Uno de los aspectos clave a la hora de posicionar a Barcelona como uno de los destinos urbanos más atractivos del mundo fue el apoyo de su propia ciudadanía. ¿Cree que ha caído un poco ese ‘compromiso de ciudad’?

—Barcelona destaca por su extraordinaria proyección cosmopolita y dinámica: como un destino de calidad y sostenible; con un pulso humano dinámico fruto del encaje entre vecinos y visitantes; con una inercia positiva producto de las actividades y grandes eventos que tenían lugar; generadora de negocio y receptora de talento; fuente inagotable de creación cultural en todas sus vertientes; referente gastronómica e incuestionable ciudad vinculada al deporte, entre otros aspectos.

Tenemos plena confianza y trabajaremos duro para conseguir que, una vez superado este dramático momento social, sanitario y económico, nuestro destino, nuestra industria turística y nuestro sector hotelero continúen estando entre las punteras a nivel internacional.

hoteles santos ocupación hotelera barcelona

—Uno de los problemas importantes a los que se enfrentó el sector hotelero en los años previos a la pandemia fue el del auge de los pisos turísticos. ¿Considera que los hoteles van a salir más reforzados de esta crisis que plataformas como Airbnb?

—En términos económicos el sector hotelero de Barcelona representa alrededor del 5% del PIB de la ciudad, aportando anualmente más de 340 millones de euros en concepto de impuestos y, aglutinando a más de 30.000 trabajadores vinculados directamente a su actividad.

Su relevancia va más allá de estos números. Hablamos de un sector clave para Barcelona: que no se puede deslocalizar, estable, sólido y fiable, pivote para la sociedad civil, empresarial y administrativa de la ciudad y, plenamente comprometido con sus vecinos.

Una planta hotelera que es pieza clave en la internacionalización y posicionamiento de Barcelona y a la hora de lograr la captación de grandes eventos, unos hechos que propician la llegada de talento y nuevas empresas o centros de investigación alrededor de estos. Todo ello con una apuesta firme por la innovación en la industria turística, como base de la excelencia y la calidad.

En definitiva, no se trata tanto de la situación en que quedaran plataformas como Airbnb, sino por qué tipo de turismo queremos apostar. Personalmente, preferiría que Barcelona hubiera tenido un Four Seasons, con todo lo que representa, en lugar de legalizar otro tipo de alojamientos.

La cuestión principal radica en continuar trabajando, de la mano de las administraciones pertinentes, para erradicar toda la oferta ilegal existente en la ciudad, en forma de pisos turísticos y viviendas compartidas que estos portales ponen de relieve, perjudicando gravemente la coexistencia turística con el entorno, provocando rechazo hacia la actividad, mermando el acceso a la vivienda y afectando la calidad turística de nuestro destino.


El Gremi d’Hotels en TecnoHotel Forum

El Gremi d’Hotels tendrá una presencia muy activa en la próxima edición de TecnoHotel Forum (CCIB de Barcelona, 20 y 21 de octubre). En concreto, Manel Casals moderará una de las mesas más esperadas, la que sentará a hoteleros, tecnológicas y OTAs y donde participarán Expedia, Destinia, Only YOU y HiJiffy para analizar si existe o no un cambio real de tendencia.

La asistencia a TecnoHotel Forum es gratuita. Solo tienes que registrarte en este enlace y recibirás tu invitación por email.

registro-thleaders

Imágenes cedidas: Gremi d'Hotels de Barcelona, Enes on Unsplash