workations teletrabajar en apartamentos oficinas

Impulsados por la flexibilidad generada por el teletrabajo, los viajes están experimentando un cambio fundamental. La máquina de vapor facilitó la aparición de los primeros trenes y barcos y ayudó a crear el concepto de destinos turísticos para los más privilegiados; el automóvil producido en masa democratizó los viajes por carretera y el transporte aéreo comercial trajo los viajes transfronterizos a escala, entre muchos otros.

Zoom y otras aplicaciones similares son la última innovación tecnológica que ha hecho cambiar la manera en la que viajamos. Sin embargo, a diferencia de los trenes, los barcos, los coches y los aviones, Zoom y el resto de aplicaciones similares no solo nos han permitido viajar más rápido, más lejos o de forma más asequible, sino que nos han brindado la posibilidad de no viajar en absoluto, por ejemplo, por motivos de trabajo, o de viajar en cualquier momento y en cualquier lugar, como es el caso de los trabajadores a distancia y sus familias.

Zoom y el resto de tecnologías que permiten el trabajo a distancia han transformado radicalmente la razón de ser de los viajes -al mismo tiempo que los viajes transfronterizos- están empezando a recuperarse, seguramente también están por llegar aún más innovaciones que favorecerán el teletrabajo. Y cuanto más joven sea la empresa, más flexible será su política de trabajo a distancia.

Una encuesta encargada por Airbnb en seis países descubrió que los adultos más jóvenes (de 18 a 34 años) son los que más tiempo pasan teletrabajando, y también los que más han viajado. Mientras que los trabajadores a distancia a tiempo completo tienen más probabilidades de tener entre 35 y 44 años.

Deseo de volver a viajar

Airbnb apuesta por el regreso de los viajes con más fuerza que nunca -solo que no como eran en 2019. La gente ha estado aislada a una escala y durante un tiempo para el que no existen precedentes, y quiere volver a juntarse. Airbnb espera ser testigo de un cambio significativo en la movilidad de las personas en todo el mundo, ya que reunirse intencionadamente -con familias, amigos o colegas del trabajo- se ha vuelto más importante que nunca, mientras que las líneas que separan los viajes, el trabajo y la vida siguen difuminándose:

1. Viajes bleisure

Los viajes de negocios más largos que combinan trabajo y ocio formarán parte del futuro, ya que los viajes se organizan menos en torno a las vacaciones de una semana y más en torno a los lugares en los que la gente quiere experimentar y trabajar.

Desde Airbnb, se está observando que la proporción de estancias de larga duración en los viajes de negocios por cuenta propia se ha multiplicado por 2,5, y que estas estancias (de más de 28 noches) fueron la categoría de duración de viaje que más se incrementó en el segundo trimestre de 2021.

2. La utilidad de Zoom

Puede que Zoom no sea útil para los viajes de negocios, pero es bueno para los viajes en familia, y facilita estancias de fines de semana largos que combinan trabajo y placer. El trabajo a distancia a tiempo parcial también formarán parte del futuro.

En Estados Unidos, los fines de semana extendidos están en aumento: los fines de semana de 3 y 4 días en familia se han incrementado en un 70% desde el segundo trimestre de 2019 hasta el mismo período de 2021.

3. Más reservas para largas temporadas

Los acuerdos entre empresas y trabajadores para teletrabajar también ofrecerán a las personas una flexibilidad sin precedentes para reservar alquileres por temporadas. En el primer y segundo trimestre de 2021, se registraron más reservas de estancias de larga duración en Florida que en ningún otro trimestre de la historia de la plataforma de Airbnb.

La gente está cautivada por la perspectiva de que los viajes se mezclen con la vida: cuando Airbnb puso en marcha su programa ‘Vive en cualquier lugar’ durante un año, se produjeron más de 300.000 solicitudes en tres semanas.

4. Más viajes familiares

A medida que los grupos de amigos quieran vivir o desplazarse juntos, las familias vuelven a celebrar encuentros y los compañeros de trabajo a distancia se reúnen para conocerse, se verá un aumento de estas nuevas formas de alojamiento y convivencia.

De enero a agosto de 2021, se ha producido un aumento considerable de las noches reservadas en alojamientos de mayor tamaño (de cuatro dormitorios o más) y de las noches reservadas para viajes familiares con respecto a enero-agosto de 2019.

En definitiva, de cara al futuro, tecnologías como Zoom permitirán que quienes puedan trabajar a distancia tengan cada vez más flexibilidad en cuanto a cuándo y dónde trabajar y vivir.

Imágenes cedidas: XPS en Unsplash