balance destinos inteligentes smartphone-telefono-movil

El turismo y los hoteles en concreto han sido de los más perjudicados por la crisis sanitaria de la COVID-19. Siete meses después del cese total de sus actividades en España, el 40% de los hoteles aún no ha logrado reabrir sus puertas y entre los que sí lo han hecho, más del 80% de las plazas que ofertan se quedan sin ocupar, según estadísticas del INE.

Pero en cada crisis hay una oportunidad. Por eso PaynoPain, empresa tecnológica española especializada en el desarrollo de herramientas de pagos online, analiza por qué la digitalización de los hoteles y del sector turístico en general es la mejor alternativa para impulsar el sector tras la pandemia.

Si bien hace años que se intuyen los beneficios que la digitalización de procesos aportaría a los hoteles, ahora el salto se hace más necesario que nunca para crear una experiencia con riesgo mínimo de contagio. Los clientes lo demandan y el propio hotel tiene mucho que ganar virtualizando gran parte de su relación con el huésped. Veamos los beneficios principales que aportaría la digitalización a los hoteles en su recuperación tras la pandemia:

1. Ofertas y promociones online

La captación de clientes ha pasado a respaldarse casi por completo en el medio online y por ello es clave fortalecer este canal de contacto. Por eso, reforzar la presencia en OTAs, páginas de comparativas, buscadores y redes sociales es imperativo. Invertir en campañas online también es una buena idea y, sobre todo, ofrecer tantos descuentos y promociones como sea posible para conseguir reservas por adelantado y mejorar la liquidez actual.

2. Check-in y check-out sin contacto

El cliente demanda experiencias 100% seguras a los negocios y esto es algo que favorece a ambas partes. Además de las medidas básicas como extremar la limpieza, es importante apoyarse en la digitalización y ofrecer experiencias que se acerquen lo máximo posible al contacto 0.

El check-in online es una opción que, si bien tradicionalmente se ha puesto en entredicho, ahora puede ser la salvación para ganarse a los clientes más exigentes. Evitar colas, reducir el contacto y darle al huésped el poder de la autogestión son garantías de satisfacción. Y si le sumamos una tecnología de pagos con tokenización de tarjetas, el checkout puede ser igual de rápido e higiénico.

3. Pagos integrados

Como ya hemos visto el pago previo a la llegada del huésped es una muy buena opción para agilizar procesos y reducir el contacto, pero también tener mayor liquidez. Para ello es imprescindible integrar todo el proceso de pagos y la manera más sencilla y segura de conseguirlo es eligiendo una pasarela de pago que permita cobrar a través de cualquier canal e integre todas las transacciones en un mismo panel de control.

4. Mayor productividad

La automatización que permite la digitalización simplifica el trabajo del equipo humano del hotel, reduciendo sus tareas y aumentando la seguridad interna. Esto conlleva un aumento de la productividad, permitiendo trabajar con menos plantilla hasta que se complete la recuperación económica. También, al no tener contacto directo con los datos de pago en ningún momento, el riesgo de errores desaparece y es una garantía de seguridad y tranquilidad para todos los implicados.

5. Escucha activa

Finalmente, en este momento tan delicado no podemos dejar de lado la importancia de escuchar las necesidades y exigencias del cliente para seguir mejorando y ofreciéndole aquello que le dé garantías de seguridad. Por ese motivo es imprescindible digitalizar las relaciones con este y alargarlas en el tiempo mediante el envío de campañas de emails que, por un lado, nos permitirán conocer sus impresiones y sugerencias de mejora y, por otro, ofrecerles promociones personalizadas para ganar su fidelidad.

hoteles check-in online

Imágenes cedidas: ENVATO