rooms fattal coworking leonardo

Cuando las cosas van bien y nuestro establecimiento cumple con su cometido de facilitar alojamiento a los huéspedes que visitan el destino, ya sean estancias de ocio o de trabajo, no suele emerger esa necesidad de rentabilizar al máximo las posibilidades que ofrece nuestro hotel.

Es durante los momentos de crisis cuando se debe agudizar la creatividad y el ingenio. El pensar “out of the box” como dirían los anglosajones.

De por sí, los hoteles cuentan con instalaciones y equipos preparados para ofrecer múltiples servicios y posibilidades además del típico de acomodación y desayuno. Si le damos una vuelta, seguro que encontramos opciones diferentes a los usos convencionales de tu hotel.

En este articulo te presentamos diferentes opciones que te permitirán flexibilizar los usos de tus habitaciones y obtener rentabilidad adicional para tu hotel.

Compañías como Roiback ofrecen la tecnología y el asesoramiento de un equipo especializado en optimización para poner en práctica cualquier opción.

Habitaciones por horas

¿Por qué no? Si disponemos de inventario a lo largo del día y un equipo de guardia que da servicio de pisos es una manera práctica y sencilla de sacar rentabilidad con un coste operativo mínimo.

Existe demanda de viajeros que están de paso y de ejecutivos que se acercan a la ciudad para reuniones de trabajo.

Igualmente, para escapadas románticas de clientes locales que precisarán de un sistema de reserva, confirmación y pago que asegure discreción.

habitaciones por horas rentabilizar hotel

Smart Working Rooms

Muchos de nosotros estamos teletrabajando o lo estaremos buena parte del año. Aprovéchalo.

Si dispones de habitaciones amplias y con posibilidades de ofrecer un buen ambiente de trabajo, crea este nuevo tipo de habitación y promociona tu hotel para el “Tele-Hotel-Trabajo”.

Bien sea para clientes que deben pasar una temporada en tu localidad por necesidades profesionales, o para clientes que tengan la oportunidad de combinar sus obligaciones laborales con el disfrute de tu destino, este tipo de propuesta puede ser de gran interés.

¿A cuántos no nos gustaría estar teletrabajando desde la playa o desde la montaña? ¿Qué importa nuestra ubicación, si contamos con el espacio de trabajo y conexión adecuados?

teletrabajo rentabilizar hotel

Despachos de alquiler

En relación con el punto anterior, ¿cuántas empresas se han dado cuenta que pueden prescindir de sus instalaciones o parte de ellas? Efectivamente es así, este fenómeno del teletrabajo, aunque nos ha venido forzado, ha servido en muchos casos para identificar posibles eficiencias.

Puede ser muy interesante para cualquier organización la opción de disponer de salas de reuniones que sus equipos puedan utilizar de forma puntual o periódica.

Muchos hoteles pueden ofrecer esta modalidad de espacio de coworking para lo que quizás hace unos meses no existía tal necesidad en el mercado.

Comida y siesta

¿No es acaso un plan genial conducir hasta otra ciudad, o un pueblo de una comarca vecina, dar un paseo visitando el destino, degustar con calma el plato típico de la zona y luego poder echar una tranquila y prolongada siesta antes de volver a coger el coche de regreso? Esto lo lleva haciendo varios años el Indigo Gran Vía con su oferta de ‘cocido y siesta’, cosechando gran éxito, demostrando que hay muchas formas de rentabilizar un hotel.

Muchos de vuestros hoteles tienen la posibilidad de ofrecer este servicio, que es muy fácil de organizar y que puede aportar rentabilidades interesantes, además de una excelente oportunidad de fidelización y promoción.

Bastará con poder ofrecer una mesa bien preparada, la especialidad de la casa y habitaciones de las que podemos disponer por unas horas.

La realidad de cada establecimiento y destino permitirán diferentes opciones para la generación de ingresos y poder así rentabilizar nuestro hotel.

Quizá sean opciones diferentes a las que originalmente fueron el cometido del alojamiento, pero perfectamente factibles y rentables.

Desde las más obvias, como la explotación de las instalaciones de SPA, restaurante y salas de reuniones, hasta las más imaginativas como las que hemos repasado a modo ejemplo.

Seamos positivos e imaginativos, aprendamos de nuestro ingenio y del de nuestros equipos y salgamos de este bache con mayor experiencia, nuevos recursos y más conocimiento.