industria turística viajeros coronavirus mascarilla

Mientras España se enfrenta a una segunda ola de casos de coronavirus, la industria turística que amamos está en muchos sentidos atrapada en el medio.

El turismo ha contribuido históricamente hasta un 15 por ciento del producto interior bruto (PIB) de nuestra economía nacional, lo que hace especialmente delicado para nuestro gobierno encontrar el equilibrio entre garantizar la salud y la seguridad por un lado, y mantener la economía a flote por el otro.

Según el World Hotel Index, el volumen de reservas en los hoteles españoles se encontraba el pasado mes de septiembre en aproximadamente el 50 por ciento de los niveles récord de 2019, y el 79 por ciento de todas las llegadas de huéspedes a los hoteles eran de turistas nacionales. Sin embargo, el éxito de los hoteles depende en gran medida de su ubicación y, tras esta nueva ola, muchos tendrán que esperar hasta 2021 para volver a abrir sus puertas.

Dando un paso atrás para tener una visión a largo plazo

A corto plazo, nuestro sector se está poniendo a prueba. Ha sido un año de desafíos únicos para los muchos operadores cuyos negocios solo han experimentado un rápido crecimiento.
Sin embargo, a largo plazo, es inevitable que se produzca una recuperación, aunque ello signifique volver a un sector que funcione de manera muy diferente a como lo hacía antes.

A través de nuestro reciente informe Changing Traveller Report, averiguamos que el deseo de viajar sigue siendo fuerte entre la gente de todo el mundo. Los cientos de miles de viajeros británicos que visitaron España antes del cierre del puente aéreo a finales de julio son un ejemplo de ello.

De hecho, es la popularidad actual de los viajes en general, y el reciente crecimiento del sector español en particular, lo que proporciona una confianza a largo plazo para este ramo.
Entre 2010 y 2019, las llegadas internacionales al país crecieron un 60 por ciento, de 52 millones a 83 millones, demostrando lo deseado que España se había convertido como destino.

Ahora que los turistas nacionales suponen aproximadamente cuatro de cada cinco estancias de hotel, los establecimientos que permanecen abiertos deben ser pacientes y concentrarse en lo que se puede controlar, sabiendo que con el tiempo la tendencia cambiará lentamente, a medida que una mayor variedad de turistas vuelva a pasar por sus puertas.
Para apoyar a los proveedores de alojamiento españoles a corto plazo, he aquí cuatro de los elementos más vitales para atraer a los huéspedes nacionales, que actualmente representan la mayoría de los viajeros.

viajes futuro esperanza ilusión viajeros

1. Mayor comunicación para generar confianza

El informe Changing Traveller Report de SiteMinder ha revelado que las prácticas de salud y seguridad promocionadas adecuadamente son ahora el factor más importante cuando los españoles reservan sus estancias nacionales, así que comunica todas las medidas que has adoptado. De hecho, asegúrate de haber actualizado la forma en que abordas cada punto de contacto de la experiencia del viajero.

Vale la pena tener en cuenta las aplicaciones de mensajería para huéspedes para romper las barreras de comunicación entre tú y tus clientes. Al aumentar la comunicación, animas a los clientes a destacar cualquier motivo de preocupación, o a hacer preguntas sobre las que puedas actuar de forma rápida y eficiente.

2. Relajar las políticas

La reciente investigación de SiteMinder reveló que el 75 por ciento de los turistas nacionales ha sufrido algún tipo de impacto financiero debido a la COVID-19. Sin embargo, el actual apetito por los viajes sigue siendo fuerte y casi el 70 por ciento planea viajar a nivel nacional próximamente, siempre que sea posible. Con la incertidumbre actual, no sorprende que la capacidad de cancelar y modificar libremente una reserva sea más importante que nunca. Para el 33 por ciento de la población encuestada, es el factor determinante a la hora de pensar en dónde alojarse.

Para asegurarte de que tus huéspedes potenciales se sientan seguros de reservar contigo, considera mantener unas políticas relajadas de cancelación y reembolso para los próximos meses.

3. Estar en todos los lugares donde estén los huéspedes

En cuanto a la forma en que los viajeros nacionales reservan sus habitaciones, el 54 por ciento dice que piensa usar una agencia de viajes en línea y el 22 por ciento piensa reservar directamente con el establecimiento. Así que prepárate para aceptar reservas a través de una variedad de canales de marketing y ventas en los meses venideros.

Considera también la necesidad de ser visible a lo largo de todo el recorrido del cliente. Algunos consumidores utilizan las agencias de viajes en línea para sus investigaciones, por ejemplo, pero hacen la reserva directamente. También hay más personas que nunca que navegan y reservan en sus teléfonos, lo que hace que una estrategia móvil sea fundamental.

4. Acoger estancias más cortas, pero fomentar las más largas

Los viajes domésticos en los próximos meses serán más cortos para el 48 por ciento de los viajeros nacionales en España, y mucho más cortos para el 8 por ciento de este número. Esto es comprensible, ya que los turistas nacionales buscan salir de su entorno cotidiano, pero siguen siendo reacios a comprometerse a una estancia larga a nivel nacional.
Para capitalizar este mercado, considera relajar la política de estancia mínima que puede inhibir las reservas en tu propiedad, si no lo has hecho ya.

Además, introduce ofertas que fomenten estancias más largas, como paquetes para estancias de dos noches durante los fines de semana, cuando la mayoría de los turistas nacionales hacen sus viajes rápidos.

Aunque será difícil volver a los mismos niveles que en años anteriores sin un mayor sentido de recuperación en España y Europa, estas son cuatro formas pequeñas, pero prácticas en las que los proveedores de alojamiento pueden acoger a los turistas nacionales que viajan por España, muchos de los cuales probablemente disfrutarán de su propiedad por primera vez.

Imágenes cedidas: Mehrnegar Dolatmand en Unsplash, Pablo Heimplatz en Unsplash