low cost ryanair-Boeing-travel-labs-spain-contratacion

La aerolínea lowcost Ryanair no descarta el cierre de bases en alguno de sus mercados ante la incertidumbre y la “poca visibilidad” sobre el comportamiento de la demanda, que ha provocado que la compañía se vea obligada a revisar mes a mes la programación de sus vuelos.

“No podemos descartar que en algún mercado tengamos que cerrar alguna base”, ha advertido el director de Marketing y Digital de Ryanair, Dara Brady, en una entrevista concedida a Europa Press. No obstante, ha asegurado que la compañía está “constantemente” trabajando para que no sea necesario acometer este recorte.

Un desafío sin precedentes

Para Ryanair, la crisis está siendo “un desafío sin precedentes”. Tras tres meses de parón total por las restricciones de viajes y movimiento y después de reiniciar en julio el 40% del calendario previsto, la aerolínea ha lamentado que aún la demanda no responde como esperaban de cara al mes de septiembre. Por ello, se ha visto obligada a reducir su capacidad en un 20% durante los meses de septiembre y octubre, a la espera de ver cómo evoluciona la situación.

Desde la empresa creen que el turismo doméstico y el intereuropeo será el primero en recuperarse, mientras que el tráfico de largo radio se demorará más. “Creemos que países como España, que son muy atractivos, se recuperarán más rápido“, ha anticipado Brady, quien ve una posible recuperación de los niveles de tráfico previos a la crisis en 2023 o 2024. No obstante, ha insistido en que hasta que no haya una vacuna es “complicado” hacer una previsión.

Imágenes cedidas: Ryanair