call center gimh

En estos días plagados de escenas surrealistas, los cimientos de nuestra sociedad se han visto totalmente sacudidos por un virus que dicen que proviene de la ingesta de un murciélago.

Bizarro guion, que parece más propio de una película de serie B de bajo presupuesto que de la realidad a la que todos nos estamos enfrentando desde este confinamiento doméstico.

Nuestra sanidad y nuestra economía han recibido un golpe que jamás habríamos esperado y nuestro querido sector, el turismo del que formamos parte orgullosamente, no iba a ser menos. Tocaremos fondo, pero no para quedarnos ahí abajo. Cogeremos impulso y resurgiremos más fuertes y unidos que nunca.

Solidaridad con la sociedad

Uno de los grandes nombres de estos días ha sido Kike Sarasola, que ha ofrecido los hoteles del grupo Room Mate para ser medicalizados o para que alberguen al personal sanitario.

Ante iniciativas como esta, no podemos más que agradecer la muestra de solidaridad que supone tal ofrecimiento. Pero nuestros amigos de Room Mate, no son los únicos, centenares de hoteles de todo el país han ofrecido sus camas al sistema sanitario.

Uno de los primeros hoteles en ser medicalizado, fue el Ayre Gran Colón. Conocemos de primera mano la gran calidad humana que está detrás de este hotel y alabamos el esfuerzo.

Call center de GIMH y su pequeña aportación a la causa

Gracias a contar con una tecnología de última generación, nuestro call center para hoteles, ha podido realizar su actividad ininterrumpidamente, pero desde casa. La salud de los nuestros es lo primero y garantizar el servicio a nuestros clientes, nuestra razón de ser.

Estamos ayudando a nuestros clientes en todo lo que ellos necesiten, ante el desborde de trabajo de los primeros días, gestionando cancelaciones, una tras otra, sin perder el ánimo (¡esto pasará pronto!). Hemos estado ayudando a aquellos clientes menos duchos con la tecnología y más proclives al uso del teléfono, gestionando reservas e informando ante la incertidumbre generada por esta situación. Encontrarse con una voz amistosa supone una gran ayuda en situaciones como esta.

Muchos hoteles se encuentran ya inmersos en un ERTE y, en muchos casos, hemos sido la voz de los establecimientos y el departamento de atención al cliente.

En otros, como en el caso de Room Mate, estamos ayudando a personal voluntario que está llegando a Madrid en la gestión de su estancia en alguno de los hoteles del grupo.

Ofrecemos ayuda a nuestros clientes y al personal sanitario en la medida de lo posible, intentando que se focalicen en labores humanitarias y luego puedan descansar para volver a la lucha al día siguiente.

Nuestro equipo humano intenta aportar su granito de arena, empatizando con las personas envueltas en esta vorágine y ayudando en la medida de nuestras posibilidades.

Agradecimiento a nuestros clientes y colaboradores

Las muestras de afecto que hemos recibido estos días de nuestros clientes y colaboradores nos ayudan a seguir empujando y a no perder la fe en que entre todos, haremos que esto acabe siendo un extraño recuerdo.

Estaremos ahí para ayudaros en todo lo que podamos y cuando esto termine, seguiremos haciendo lo que más nos gusta, ¡levantarnos cada mañana y trabajar codo con codo con vosotros!

¡Ánimo y salud para todos!

Imágenes cedidas: Petr Macháček en Unsplash