luca de angelis hrs

Hace algo más de tres años, HRS Global Hotel Solutions, compañía alemana de contenidos y soluciones hoteleras, reforzó su apuesta por el mercado español de viajes corporativos con el nombramiento de Isabel Torra como directora para España.
Un año más tarde, HRS nombraba director general para España y Portugal al italiano Marco D’Ilario. Sin embargo, en agosto de 2019, D’Ilario se convirtió en vicepresidente de la compañía y el italiano Luca de Angelis ocupó su puesto.

—Tras todos estos cambios, ¿cuál es la situación actual en el mercado español?

—España es un mercado clave para el crecimiento de HRS en EMEA y está en el TOP 15 de países con mayor gasto en viajes de negocios a nivel mundial. Durante estos años hemos entrado de forma disruptiva en él, con un modelo innovador que poco a poco ha ido abriéndose paso. La promoción de Marco D’Ilario sitúa a nuestro país en el centro de HRS a nivel global e intentaremos aprovechar las sinergias.

—En HRS hacéis mucho hincapié en la importancia de optimizar el sourcing hotelero, pero seguro que todavía hay muchos profesionales que no tienen muy claro a qué se refieren, ¿podría explicar cómo pueden hacerlo?

—El sourcing es el proceso de negociación vía RFP (request for proposal) con el que los establecimientos negocian tarifas especiales con grandes empresas para sus viajes corporativos.
A través del marketplace y la tecnología de HRS, cualquier hotel, independiente o de cadena, tiene la oportunidad de entrar a formar parte de los programas hoteleros de grandes empresas, que antiguamente estaban centrados en cadenas globales.

—Entre sus grandes propuestas, estaba poner a disposición de los hoteles todo el big data que HRS ha acumulado en sus 45 años de historia, ¿ha cuajado esa estrategia en el mercado español?

—Somos la consultora con mayor negociación de noches de hotel a nivel mundial, muy por encima de cualquier otra TMC. Hemos desarrollado nuestra propia plataforma de negociación y los hoteles disponen de mayor información, permitiendo ajustar sus propuestas de tarifas en base a las necesidades reales de las empresas.
En 2018 hemos gestionado la contratación de más de 30 millones de noches y pretendemos duplicar esta cifra, por lo que contamos con el benchmarking más grande en cuanto a noches negociadas. Ahora las empresas son conscientes de las oportunidades que les ofrece externalizar la negociación de su programa hotelero.

—En 2018, HRS firmó un importante acuerdo con Amazon, ¿en qué consiste y cómo ha progresado en los últimos meses? ¿Qué papel cree que va a jugar Amazon en el mundo de la intermediación hotelera en los próximos años?

—Uno de los mayores cumplidos que nos hizo Amazon fue ver a HRS como el “Amazon del Business Travel”. En ese acuerdo, nos comprometimos a centrarnos en la satisfacción del viajero y no dejar en sus manos la complejidad de la gestión y la organización del viaje.
Creo que Amazon va a jugar un rol importante en la distribución hotelera, porque claramente, la intención es entrar en un marketplace global dirigido hacia el viajero final. Pienso que podría introducirse en este sector, pero el viaje corporativo aún requiere un nivel de conocimiento y de tecnología mucho más alto de lo que encontramos en el mundo B2C.

—HRS nació enfocado al business travel, sin embargo, ahora parece intentar llegar a otros segmentos como el MICE, ¿se nota esta expansión en la compañía o sigue siendo el transient su principal cliente?

—El viajero individual es nuestro foco, pero tenemos en cuenta las necesidades de las empresas y de sus viajeros. Hace unos años invertimos en nuestra plataforma Meetago, que nos permitió entrar en el segmento MICE, y que, actualmente, es otro de los puntos donde estamos aportando transparencia en cuanto al gasto de las empresas.

—¿Puede entrar cualquier hotel a HRS o tiene que cumplir unos estándares de calidad?

—El contenido hotelero es importante, pero aún más es asegurarse que los hoteles cumplen con los estándares de calidad y, sobre todo, de seguridad que requieren nuestras empresas. Lo importante es asegurarse de que estos hoteles cumplen con los métodos de pago utilizados por la empresa, que será posible recuperar la factura cuando un empleado viaje a LATAM o China; o que si hay alguna incidencia no tengamos que llamar a tres proveedores diferentes.

—Una vez dentro, ¿qué beneficios puede tener un hotel respecto a otros canales de distribución como Booking.com o Expedia?

Este es el rasgo que nos diferencia, que actuamos como partners para los hoteles. Contamos con un canal de reserva que tiene unos gastos de distribución más bajos y que permiten llegar al cliente corporativo, que pernocta principalmente de lunes a jueves y sin estacionalidad.

—Recientemente han presentado la plataforma de pago Invisible Pay, ¿qué ventajas ofrece a las empresas?

—Es una solución con licencia BaFin, que cubre todo el proceso, desde la transacción hasta la facturación y la recuperación del IVA, digitalizándolo todo de principio a fin.
Para el mercado español significará mucho, ya que supone pasar de un proceso manual completo de pago en bono a una solución totalmente automatizada, ayudando a los viajeros y hoteleros a trabajar de una manera eficiente.

—¿Cree que haría falta más flexibilidad de cancelación a la hora de ofrecer habitaciones a un viajero de negocios?

—Creo que sí. Estamos viendo cómo en las grandes cadenas, sobre todo en EEUU, se tiende a una política de cancelación cada vez más restrictiva, hasta las 48 horas; y, por otro lado, se observa una tendencia que va hacia una mayor flexibilidad.
Nosotros brindamos flexibilidad a las empresas, con un número muy alto de hoteles que posibilitan cancelar el mismo día (6.00 pm del día de llegada).

—¿Qué papel juega la tecnología hoy en día en el sector hotelero y qué papel cree que jugará en un futuro próximo?

—La tecnología es la que va a simplificar y juntar todas las piezas en este mercado, sobre todo, porque el business travel, a diferencia de los otros sectores, es una industria donde aún existe tecnología que está obsoleta.
La tecnología desempeña un papel fundamental para poner al viajero en el centro del proceso. Recientemente, hemos lanzado la solución de “rebooking”, que permite a las empresas y al viajero no tener que preocuparse por nada de la reserva, además de ahorrar en el gasto. También, hemos puesto en marcha una tecnología que ayuda a las empresas a poder hacer auditorías de todas las tarifas, uno de los desafíos más grandes con los que se están encontrando las compañías para transformar ahorros potenciales en ahorros reales.