«En el mes de junio en Salou, Cambrils y Vila-seca, la Pineda las pernoctaciones ha aumentado un 12%, pero la ocupación global, tanto en hoteles, como en campings y apartamentos, ha llegado hasta el 72%, un incremento de casi seis puntos respecto a junio de 2016», indica Eduard Farriol, presidente de la Federació d’Empresaris d’Hosteleria i Turisme de la provincia de Tarragona (FEHT).
Los datos presentados por la FEHT y facilitados por el Observatori del Parc Científic i Tecnològic de Turisme i Oci de Cataluña, se ha producido un incremento del mercado nacional (7,6%), irlandés (29%), alemán (81%) y ruso (28,5%) en cuanto a pernoctaciones. Este aumento respecto al pasado año confirma las perspectivas positivas que ya existían de cara a este verano desde ambas instituciones.
Para el mes de julio, se espera superar el 90% de ocupación, aunque para Farriol «para que los resultados globales sean buenos es necesario que haya una muy buena ocupación y que los precios se mantengan, que no estemos forzados a modificar precios o reservas de última hora con tarifas más bajas».

Imágenes cedidas: FEHT