La facturación de los principales sectores del mercado de hostelería y colectividades registró el pasado año una evolución positiva, gracias a la favorable coyuntura económica actual, el aumento del consumo en los hogares españoles y el auge del turismo. Así, este sector mantuvo en 2016 una evolución muy favorable que promete mejorar, aún más, las cifras, de cara a este 2017.

Así, todos los campos considerados –hoteles, restaurantes, hospitales, residencias para la tercera edad y catering– registraron, por segundo año consecutivo, tasas de variación positivas, gracias a la buena coyuntura económica, el crecimiento del gasto de las familias y el dinamismo de la demanda turística, según un informe elaborado por DBK Informa.

De todos ellos, el sector de establecimientos hoteleros es el que mostró un comportamiento más expansivo. Las cifras para el cierre de 2016 apuntan a un crecimiento del mercado de alrededor del 11,5%. Por su parte, los restaurantes generaron unos ingresos de unos 21.800 millones de euros, un 4% por encima de los del año anterior, correspondiendo el 85% a los establecimientos con servicio en mesa y el 15% a locales sin servicio en mesa. Las empresas de catering, por su parte, facturaron alrededor de 3.400 millones de euros (+3,7%).

El mantenimiento de la tendencia de crecimiento en el conjunto de la actividad económica permite anticipar que este mercado continuará mostrando un buen comportamiento a lo largo del periodo 2017-18. Así, los ingresos de los establecimientos hoteleros y los restaurantes serán de nuevo los que experimenten un mayor crecimiento.

Imágenes cedidas: Shutterstock