El turismo colaborativo refuerza su posicionamiento en el mercado, tal y como queda de manifiesto en los últimos datos ofrecidos por la start-up francesa GuestToGuest. Para Emmanuel Arnaud y Charles Edouard Girard, fundadores de la empresa, “el intercambio de casas alcanzó un éxito sin precedentes en 2015″.
GuestToGuest, fundada en 2011 y con sede en París, vio multiplicado por 2,5 el número de intercambios, principalmente en España y Francia, países a la cabeza en número de anfitriones e invitados. Este resultado confirma el poder de permanencia del intercambio de casas como alojamiento alternativo a los establecimientos tradicionales en los hábitos de los viajeros.
GuestToGuest, que cuenta actualmente con más de 200.000 casas inscritas en 187 países, ofrece a sus usuarios un servicio flexible gracias a un sistema de puntos que facilita los intercambios no recíprocos. Cada casa en el sistema es valorada en una cantidad determinada de puntos en función de diversas variables como el tamaño o la ubicación. Los llamados GuestPoints será lo que el invitado entregue a su anfitrión a cambio de su hospitalidad que, a su vez, podrá utilizar en cualquiera de las otras casas de esta red social.
La plataforma está disponible en siete idiomas (español, francés, inglés, italiano, portugués, alemán y holandés) y la inscripción es gratuita, y sin tasas de mantenimiento. La aplicación móvil, también gratuita,  está disponible en Google Play y pronto lo estará en iOS.