Así al menos lo ha afirmado Jeremy Ellis, director de Marketing de TUI, añadiendo que «la industria del turismo está demasiado enfocada en el precio, aunque afortunadamente la marca todavía juega un papel importante».
Asimismo, Ellis ha afirmado que TUI nunca trabajará el sector «commodity», ya que sus clientes están dispuestos a pagar por servicio premium. «Si no fuéramos capaces de comunicar las bondades de estos servicios, nuestros clientes no pagarían por ellos. Nuestro objetivo es potenciar la comunicación de aquello que nos hace exclusivos, y por tanto reducir por completo la dependencia de Google».